Marco Pastoral

“Los obispos en Argentina hemos decidido tener el Bicentenario (2010 – 2016) como meta y objetivo evangelizador. Esto permite trabajar desde la Doctrina Social de la Iglesia en un camino formativo y de compromiso con la construcción de la sociedad (…) y ayudar a revertir la carencia importante de participación de los cristianos, y la ciudadanía en general, como agentes de transformación de la vida social, económica y política del país, alentando el paso de habitantes a ciudadanos responsables. Tenemos la misión de, salir “como buenos samaritanos, al encuentro de las necesidades de los pobres y los que sufren, crear las estructuras justas sin las cuales no es posible un orden justo en la sociedad” y desde aquí proyectar, “como prioridad nacional, la erradicación de la pobreza y el desarrollo integral de todos”.

El Congreso no es un evento aislado, sino la continuación de un proceso sostenido en el tiempo en el marco de la Misión Continental de la Iglesia y del período del Bicentenario 2010-2016.